El círculo de Rosie Larsen. The Killing

por ALVIN STRAIGHT

Marca un objetivo. Uno claro y definido. Ponle nombre. Rosie Larsen, por ejemplo.

Demuestra que es algo lejano, que su consecución no será fácil, que se necesitan muchas piezas. ¿Quién mató a Rosie Larsen?

Ahora relájate. Crea el universo que quieres. Uno sucio, mojado, con los cristales empañados por la humedad. Un paisaje gris, unas personas grises. Que sean uno. Uno feo y que no salga en las revistas por su estilo. Levanta la expectativa de que cualquiera ha podido hacerlo y programa unos cuantos giros. Embáucame, invítame a entrar en ese círculo donde todo parece estar conectado y ciérralo antes de que pueda salir.

Dame pasos en falso, pistas sin salida, alguna trampa, sospechas y bájalo a la realidad con conflictos familiares y de identidad reconocibles, aunque sean repetitivos. Empújame a que me importe, a que ese objetivo sea lo único que me importe, y que por ello no me haga más preguntas. Haz The Killing.


The Killing parte de un hecho aparentemente sin trascendencia, como es la muerte de Rosie Larsen, para ir jugando contigo al escondite. Por eso te cabrea, por eso te engancha aunque algo ya lo vieses venir. Y lo hace durante trece capítulos, cada uno correspondiente a un día en la  investigación, en un Seattle ofensivo y apagado. Un acontecimiento que se va haciendo cada vez más grande, como sus protagonistas, hasta el final de la primera temporada. Hay una segunda, por lo que no es difícil discernir que no todo ha quedado resuelto.

Así llegamos a uno de los mayores puntos de fricción con respecto a esta serie. La segunda temporada. The Killing es una adaptación de la serie danesa Forbrydelsen, donde cada temporada se centra en un caso. AMC, responsable de la adaptación americana, se ha preguntado ¿por qué no alargarlo un poco más? Estirar a los personajes en función de Rosie Larsen. Por tanto, crear episodios muertos. Esos en los que nada avanza, en los que conocemos un poco más a lo protagonistas y su vida privada, que nos aclaran por qué son cómo son. Y son capítulos arriesgados, que pueden romper el círculo y sacarte de la historia. Pero no es tan fácil encontrar la salida. The Killing, que probablemente no ha inventado nada en cuanto a series pero lo que hace lo hace muy bien, demanda ese espectador contemporáneo que reserva un fin de semana, cierra la puerta de casa y se la traga entera hasta creer que él mismo ha matado a Rosie Larsen.

'Sospechosos Habituales' es un programa de radio especializado en televisión: análisis de actualidad, series, telenostalgia, entrevistas... La tele vista desde la radio. Los sábados de 14 a 16 horas en Libertad FM.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *